Saltar al contenido

El hospital HLA Universitario Moncloa incorpora una sala de Medicina Hiperbárica

  • La oxigenoterapia acelera la curación y cicatrización de las heridas 
  • Este nuevo servicio permitirá tratar la patología vascular, diabetes, quemaduras o enfermedades infecciosas e inflamatorias específicas

Madrid07/04/2021. El Hospital HLA Universitario Moncloa incorpora a sus servicios una sala de Medicina Hiperbárica con dos dispositivos. Esta especialidad médica basa su praxis en el uso de oxígeno 100% puro que se administra al paciente en una cámara especial de alta presión, donde el oxígeno es inhalado por vía respiratoria y aumenta hasta 23 veces su presencia en sangre.  

El tabaquismo, la inhalación de gases o la exposición a grandes alturas o profundidades, son algunos de los factores que pueden causar deficiencia de oxígeno en la sangre, células y tejidos que componen nuestro organismo, lo que puede comprometer su funcionamiento y, en consecuencia, derivar en problemas de salud.  

“Cuando un paciente llega a nuestra consulta pasa una valoración y evaluación médica y, a tenor de su patología y de la evolución de la misma, se personaliza el tratamiento de oxigenoterapia hiperbárica (OHB) más adecuado para su recuperación”, detalla el doctorJosé Fabregat Sancho, médico especialista en Neurocirugía y Medicina Hiperbáricay Subacuática del hospital HLA Universitario Moncloa, y agrega que “esta terapia ofrece una alternativa complementaria a diversos métodos para combatir cuadros de patologías de difícil resolución, que supone una mejora del tiempo de tratamiento”.  

 

La oxigenoterapia aplicada contra la COVID y el cáncer 

Esta terapia es muy popular entre deportistas para recuperarse tras intensas sesiones de actividad física, ya que su aplicación terapéutica es altamente beneficiosa para tratar numerosas dolencias. El Dr. Fabregat, que también es director de la Cátedra de Oxigenoterapia Hiperbárica de la Universidad Católica de Murcia, explica que“la combinación del oxígeno puro a alta presión tiene efectos muy diversos en el organismo como reducción de la respuesta inflamatoria, regeneración tisular, regulación del sistema inmune, mejora de la circulación y aumento del oxígeno libre en plasma. Por ello se aplica, entre otros, en cirugía reconstructiva, traumatología, ortopedia, enfermedades vasculares periféricas, neurología, medicina y cirugía estética, gastroenterología, así como en el tratamiento del dolor crónico y neuropático”. 

Asimismo, se usa para tratar las complicaciones de los tratamientos oncológicos como las radionecrosis de los distintos tejidos y también como adyuvante en el tratamiento activo de algunos tumores que responden menos al tratamiento habitual por las condiciones de hipoxia. 

Dados los efectos conocidos de la Medicina Hiperbárica se ha utilizado para el tratamiento de pacientes con COVID19 en el Hospital HLA Universitario Moncloa, observando disminución de la necesidad de aporte externo de oxígeno, mejoría de los parámetros analíticos y de la evolución clínica general. 

 

Beneficios físicos y psicológicos 

Gracias a la hiperoxigenación de todos los tejidos que se consigue en la cámara hiperbárica, se propicia, entre otros, el aumento de la formación de vasos sanguíneos, la aceleración de la cicatrización de las heridas, el control de las infecciones o la activación y estimulación de las de células madre.  

Tal y como explica el especialista en Medicina Hiperbárica del HLA Moncloa, “todo esto se traduce en unos efectos físicos e incluso psicológicos muy beneficiosos, ya que se ponen en marcha mecanismos de recuperación de los tejidos con la consiguiente mejora en el funcionamiento global de nuestro organismo. 

El Dr. Fabregat concluye recordando que se trata de un tratamiento médico, por lo tanto, tiene que estar prescrito por un especialista en la materia y ser administrado en equipos que cumplan todas las garantías técnicas y sanitarias. 

 

Más información Grupo HLA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Scroll Up